lunes, 24 de enero de 2011

Reflexiones de una portabilidad

Hace ya dos semanas que andamos con Vodafone. Y no quiero dejar pasar la oportunidad de comentar mis sensaciones al respecto.

Lo primero, que el servicio con Vodafone es tan correcto como era con Movistar. Sin problema ni con una ni con otra. Un pequeño susto las primeras horas por no estar activada la tarifa de datos, pero se solucionó con una llamada.

La atención al cliente, Vodafone tira de sistema automático un poco más que Movistar, pero para compensar, también es cierto que el sistema automático funciona mejor.

Telefónica se ha tomado lo de la portabilidad con mucha deportividad. Después de ofrecernos lo increíble 'in extremis' (a lo que conteste que lo que me tenían que ofrecer es un condensador de fluzo, porque esa misma oferta tendría que haber llegado meses antes) han mandado una cartita diciendo que nos esperan con los brazos abiertos por si algún día queremos volver, y que se esforzarán en hacer mejores sus servicios. Lo que deberían tener en cuenta (y creo que lo saben) que sus servicios no son malos, pero deberían hacer mejores sus precios.

También es cierto que la entrada con Vodafone no ha sido todo lo buena que cabría esperar, ya que (la primera en la frente) nos han llegado facturas de unos pocos euros por los días que, habiendo sida ya concedida la portabilidad, aun no se había activado. Que no entiendo por qué tengo que pagar por unos días en los que no estaba recibiendo el servicio, pero me han dicho que eso pueden solucionarlo en la tienda donde lo compramos. Así que pasaremos por allí.

Respecto del teléfono, creo que me voy a tener que comer mis propias palabras, al menos hasta cierto punto. Después de lo que contaba en las entradas Mi nuevo Android, Recopilacion y Nokia en caída libre, resulta que me he adaptado maravillosamente a mi segundo Android.

Mi segundo Android: htc Desire HD

Cuando hicimos la portabilidad, al pedir un Nokia N8 (y es que el E7 sigue sin tener fecha de salida) , nos dijeron que había problemas de suministros, que había ocurrido una catastrofe en no-sé-qué-fábrica en la India, y que no sabían hasta cuando no tendrían N8s. Así que, vimos en la misma tienda una DesireHD, trasteamos un poco con ella, y era francamente cómodo tener una pantalla tan grande (es mayor que la del Iphone)

Con el uso diario, he encontrado que muchos de los problemas que comentaba en los enlaces anteriores eran cuestiones que se han subsanado: la lentitud al arrancar, o al procesar, o el bajo volumen de los timbres, ocurrían en el Ivy, pero no en el htc. El estar todo el rato conectado, era un problema porque se me acababa la tarifa de datos, pero como la de Vodafone es 5 veces mayor (y a mitad de precio) pues ya no es problema estar conectado siempre. La batería también dura mucho más (ha ido la cosa de menos a más, y ahora dura casi 2 días... y trasteando mucho, que usando normal, es aun más).

Incluso el teclado en pantalla, con una pantalla tan grande y capacitiva, funciona bastante bien (bueno, al principio no, pero después de calibrar la pantalla para adecuar el teclado a mi perspectiva, escribo bastante rápido). Y voy cogiendo el truco a lo de cómo 'cerrar' aplicaciones. Vamos, que estoy contento.

Por cierto, que es curioso lo poco necesario que es el servicio de SMS cuando se tiene una tarifa plana de voz, y el whatsapp para mensajes sobre una tarifa plana de datos. En la primera semana sólo recibí 5 SMSs!

Pero la prueba de fuego ha sido anteayer, cuando tuve que configurar un nokia C6 de un amigo. Un buen Nokia, con Symbian, teclado físico y pantalla tactil. Un teléfono que me habría encantado hace unas semanas. Pues bien: no me he adaptado en absoluto! Es decir, normalmente suele pasar que cuando pasar de lo malo a lo bueno no echas de menos lo anterior, pero sí al revés. Y en este caso... con el htc no estoy echando de menos Nokia (que con el Ivy sí lo hacía) pero en un ratillo trasteando con Nokia, echaba de menos instantáneamente mi nuevo htc. Eso quiere decir, que, subjetivamente, y sin ni siquiera haberme dado cuenta, he interiorizado que... es cierto que el htc es mejor que symbian, a día de hoy. Creo que symbian va a seguir de lider mucho tiempo, porque la mayoría de la población tiene suficiente con ello, pero, si se sigue cumpliendo que la 'moda' llega dos años después de cuando hago algo como 'friki' (me ha pasado ya con muchas cosas), puede que para 2013 Nokia ya no sea líder en su segmento. Puede.


3 comentarios:

Albert Solé dijo...

Ahora sí que veo que definitivamente dejarás Nokia. Por lo que leo, parece ser que los Android han mejorado mucho desde que yo tuve mi HTC Magic que me devoraba literalmente la batería en medio día (y no exagero).
Teniendo tarifa de datos, para mí los SMS han pasado casi a la historia, aunque llamadas de voz hago poquísimas. Pero yo utilizo Blackberry y me es más fácil escribir un email allá donde estés.

Saludos.

iratxo dijo...

Oh, yo también me he portado a Vodafone y me he gestionado un HTC Desire HD. Es, sin duda, el mejor móvil que he tenido nunca (y he pasado por Nokia con Symbian, BlackBerry, SonyEricsson...). Aún no tengo mucha experiencia con la batería, pero en la semana de uso que le he dado, dura similar a mi BB Bold 9000 del trabajo. Eso sí, ya me he encargado unas baterías a DealExtreme con su cargador externo y una fundita, que es complicado encontrarlas aún.

Niretzat - Para mi dijo...

Ya me contarás cómo va eso de las baterías con cargador externo, Iratxo.

Albert, he tenido un disgusto con la tarifa de datos.. ya te contaré.