lunes, 31 de mayo de 2010

Viernes negro

Aunque había entradas programadas para ir apareciendo, y los lectores, probablemente, no hayáis notado nada, este fin de semana, empezando por el viernes, ha sido muy chungo. El viernes me desperté con dolores, mucha tos, problemas para respirar, y mareos. El médico de cabecera me diagnosticó una sinusitis, y prescribió un tratamiento a base de antibiótico. Que no está funcionando demasiado bien porque, tres días después, sigo teniendo bastante fiebre.

El mismo viernes, me llamaron por teléfono. E., un familiar muy cercano, está en el hospital, con una bursitis en la rodilla izquierda. Una hermosa infección, así que va a estar al menos una semana en el pabellón de infecciosas. Y yo que quiero ir a visitarle, a estar alli para lo que haga falta (como siempre en estos casos) tampoco puedo estar porque, estando peleando contra la sinusitis diagnosticada, meterme en el pabellón de infecciosas...como que no parece buena idea.

Y han pasado 3 días y la cosa sigue igual... ahora, que me siento rarísimo, porque, habiendoseme ofrecido la baja, he dicho que prefería que no... cuánta gente haría eso?

:(

_



1 comentario:

Albert dijo...

Acabo de leer tu post. No sabía que estabas con fiebre...
Yo tampoco estoy demasiado fino estos días.

Espero que te mejores.
Un abrazo.